Menu

ACB | Lunes, 28 Octubre 2013 10:02

El Valencia Básket saca oro en su visita a Málaga (71-74)

El Valencia Basket pasó con buena nota el duro examen del Martín Carpena ganando por 71-74 un partido que el equipo taronja dominó desde el segundo cuarto y en el que la reacción final del Unicaja le dio una enorme emoción al partido. El acierto en el tiro libre de Doellman en los compases finales certificó una victoria en la que destacó un omnipresente Sato que acabó con 25 puntos, 9 rebotes y 32 de valoración.

 

Valencia Basket salió con un quinteto formado por Van Rossom, Martínez, Sato, Aguilar y Lishchuk. El pívot ucraniano fue el encargado de finalizar las jugadas de un Valencia Basket que salió mejor y con sus seis puntos ayudó a que el cuadro naranja se pusiera 4-11. Reaccionó Unicaja de la mano de un fenomenal Jayson Granger, pero los hombres de Perasovic se levantaron tras encajar un 12-0 de parcial y un triple de Sato puso uno arriba al Valencia Basket al final del primer cuarto. El festival del alero centroafricano no había hecho más que empezar. Aparecía rebotando, anotando de tres o sacando faltas para mantener la ventaja del lado naranja. El partido no daba tregua pero tres triples consecutivos de Sato, Van Rossom y un último sobre la bocina del descanso de Lucic ponían la máxima ventaja al llegar al intermedio (36-46).

Le costó a los dos equipos calentarse después del descanso pero se activó antes el Valencia Basket que con un triple de Rafa Martínez puso el 44-57 que obligó a Joan Plaza a parar el partido. Logró recuperar algo del equipo local con la aparición de Calloway pero un nuevo triple de Sato enfrió la reacción malagueña.

Sato y Van Rossom dieron un tirón en el comienzo del último cuarto para poner al Valencia Basket con quince puntos de ventaja (50-65). Aparecieron los jóvenes Kuzminskas y Sabonis con un parcial de 9-0 para Unicaja pero volvió a aparecer Romain Sato para alejar a los valencianos con un triple y dejar de nuevo la ventaja en nueve puntos. La reacción malagueña siguió comiéndose la ventaja hasta entrar en un final apretado y con mucha emoción. Una canasta de Caner-Medley puso el 69-71 a medio minuto para el final. Doellman anotó un tiro libre y Granger los dos para poner a Unicaja en un solo punto. Pero en la segunda ocasión en Doellman no le tembló el pulso, anotó los dos tiros libres para certificar la cuarta victoria consecutiva del equipo naranja.

Comentarios

volver arriba