Menu

ACB | Domingo, 09 Febrero 2020 00:37

La cancha del Movistar Estudiantes, última parada antes de la pausa para la Copa del Rey

Movistar Estudiantes quiere volver a hacerse fuerte en casa después de romper su mala racha de resultados FOTO: M.A POLO Movistar Estudiantes quiere volver a hacerse fuerte en casa después de romper su mala racha de resultados FOTO: M.A POLO

Valencia Basket busca sumar el triunfo en su tercer partido en cinco días con la visita a la pista del Movistar Estudiantes (domingo 9, 20:00h, Wizink Center, Movistar Deportes 1) en el partido de la jornada 21 de la Liga Endesa que marca el corte antes del parón para la Copa del Rey

El equipo taronja tratará de romper su mala dinámica en la Liga Endesa (donde encadena dos derrotas) y sus dificultades para ganar fuera en competición nacional (dos triunfos como visitante, el último logrado el 7 de diciembre en la pista del Montakit Fuenlabrada) pese al desgaste de la doble jornada de Euroliga que acabó con una derrota por la mínima ante el FC Barcelona y un triunfo en la pista del FC Bayern Munich. A su favor cuenta con su buena racha en la pista de los colegiales, en la que ha ganado en cinco de sus últimas seis visitas.

En un partido en el que el pívot Bojan Dubljevic puede alcanzar a Nacho Rodilla en la tercera posición de la clasificación histórica de partidos jugando su compromiso 434 como taronja, el entrenador Ponsarnau mantiene las bajas del base Sam Van Rossom y el escolta Jordan Loyd, que han permanecido en Valencia con la recuperación de sus respectivas lesiones. Valencia Basket comienza esta jornada ubicado en la octava posición de la Liga Endesa, con un balance de 10-10.

Movistar Estudiantes quiere volver a hacerse fuerte en casa después de romper su mala racha de resultados hace dos semanas con un triunfo ante Unicaja y competir hasta el final por el triunfo en Andorra. Todo ello bajo la dirección de Javier Zamora, que ha mejorado las sensaciones del equipo colegial desde que sustituyó a Dzikic hace dos semanas en el banquillo estudiantil. Pese a esa mejora, el cuadro madrileño ocupa uno de los dos puestos de descenso con un balance de 5-15, por lo que sus partidos como locales son de vital importancia para el objetivo colegial de mantener la categoría.

Movistar Estudiantes cuenta con su plantilla al completo en un encuentro en el que se realizará un acto de homenaje a la plantilla campeona de la Copa del Rey en el año 2000, un titulo que los madrileños lograron venciendo precisamente a nuestro Club en la final. 

Comentarios

volver arriba